Domingo, 15 Septiembre 2019
Domingo, 15 Septiembre 2019
A+ A A-

Chávez y Saddam reciben a Mugabe en el purgatorio

 

OBRA EN UN ACTO

ACTO ÚNICO

EL PURGATORIO

7 de septiembre del 2019

PERSONAJES: Robert Mugabe, Hugo Chávez, Saddam Hussein y San Pedro

Robert Mugabe abre los ojos y nota que está en pelotas sobre un colchón lleno de paja. Solo dos objetos decoran las paredes de la habitación, un cristo de madera y un afiche de Speed con Keanu Reeves. La puerta de la habitación tiene al menos cuatro cerraduras que abren por fuera.
Mugabe:
¡Enfermera!
Su voz todavía rebota entre las paredes de la habitación cuando alguien comienza a abrir las cerraduras. Mugabe se sienta en la cama y se cubre el sexo con las manos.
Mugabe:
¡Quiero nombres! ¡Van a pagar con sus cabezas por esta broma!
En vez de una enfermera, dos conocidos del africano entran a la habitación vestidos con togas azules.
Chávez:
¿Qué pasó, bicho? ¿Despertaste?
Hussein
¡Mu-Ga-Be!
Mugabe
¿Hugo? ¿Saddam? ¿Qué coño hacen en Zimbabue?
Chávez y Saddam explotan de la risa.
Chávez
Qué Zimbabue ni qué ocho cuartos, Roberto. Eso quedó atrás.
Hussein
Zimbabue. Clásico Mugabe.
Mugabe
Por favor, ¿díganme dónde estoy? ¿Guantánamo?
Hussein
Digamos que estás donde tienes que estar.
Mugabe
¿El cielo?
Chávez y Hussein se destornillan de la risa otra vez.
Chávez
Tú si estás perdido, vale.
Hussein
Es normal que no recuerdes. Tardas un poco en recuperar la memoria.
Chávez
¿Qué es lo último que recuerdas?
Mugabe
Estaba en Indonesia. Grace me compró un gorro de Louis Vuitton.
Chávez
Esos son bien finos. Rosinés me compró uno en París.
Hussein
Todas mis maletas eran de Louis Vuitton. Me las hacían antibalas.
Mugabe
¿Dónde está Grace? Quiero verla. Díganle que venga, por favor.
Chávez y Saddam se ven las caras.
Chávez
Eso no se va a poder ser.
Mugabe
¿Por qué?
Hussein
Ella todavía no está aquí.
Mugabe
¿Dónde? ¿El infierno?
Hussein
Todavía no.
Chávez
Roberto, como en esas películas del imperio, tengo que darte buenas y malas noticias.
Mugabe
¿Cuál es la buena?
Chávez
Que estás en el purgatorio.
Mugabe
Entonces, todo era verdad. El papa y toda la vaina.
Chávez
Verdad, verdaíta.
Hussein
Que en vez de vírgenes me recibiera un alguacil fue una sorpresa, por decir lo menos.
Mugabe
La verdad que tampoco lo esperaba.
Chávez
Pero si tú eras católico…
Mugabe
Sí, pero light. Nunca me creí mucho la cartilla.
Chávez
Lamentablemente eso aquí cuenta como ateo.
Mugabe
¿Incluso si construí iglesias por toda África?
Chávez
Incluso. Por aquí pasaron casi todos papas y ni la Capilla Sixtina los salvó del sauna eterno.
Hussein
No te preocupes, Mugabe. Light o no, mientras estés aquí te tratarán como si hubieses ido a misa todos los domingos.
Mugabe
Qué bueno. Tengo algunas cosas que expiar. Hugo, ahora dime la mala noticia.
Chávez
Bueno, las malas noticias.
Mugabe
Comienza por la más suave.
Chávez
Nunca volverás a ver a Grace.
Mugabe
¿Cómo así?
Hussein
Grace es tan mala que de antemano se sabe que no necesita juicio. Irá directo al sótano.
Mugabe
Me duele, pero lo entiendo. La amo pero ella no es buena persona. Hasta me pegó varias veces.
Chávez
Todos sabíamos, pero nunca quisimos decir nada. Por respeto, ¿sabes?
Mugabe
Te lo agradezco.
Chávez
Pero ese no es el peor de tus males.
Hussein
Ni de cerca.
Mugabe
Estoy en problemas ¿cierto?
Chávez
Así es.
Mugabe
Es por la masacre de Gukurahundi.
Hussein
Entre otras pequeñeces.
Mugabe
Pero todo eso fue idea de Mnangagwa.
Chávez
Tu expediente dice lo contrario.
Mugabe
¿Expediente?
Hussein
Los cristianos son más organizados que un Ikea. Lo saben todo.
Chávez
Y cuando Saddam dice todo, quiere decir, TO-DO.
Mugabe se sienta en la cama y cierra los ojos. Reflexiona por unos segundos.
Mugabe
Entonces estoy jodido.
Hussein
Estamos jodidos.
Chávez
Pero bueno Saddam, ya hablamos de esto. No seas tan fatalista. Jodidos, jodidos no estamos.
Mugabe
¿Qué quieres decir con eso, Hugo?
Chávez
Estos cristianos son súper organizados pero también son medio bolsas. Sus juicios son súper justos.
Mugabe
Lo dices como si fuera algo malo.
Chávez
Al contrario, es buenísimo. Hasta las cosas más chiquitas cuentan, así que todos tenemos un chance de que nos suban a primera clase.
Mugabe
Yo no fui malo del todo. Hice cosas buenas por mucha gente. Me desvié del camino, pero por años mis intenciones siempre fueron buenas.
En ese momento se abre la puerta y entra SAN PEDRO. Chávez y Hussein le dan un saludo militar.
San Pedro
Caballeros…
Mugabe
¿Dios?
Todos ríen.
Chávez
Este todavía anda medio perdido, Sant Piter.
San Pedro
Me llamo Pedro, señor Mugabe, y digamos que soy el casero de por aquí. Solo pasé para ver si necesitaba algo.
Mugabe
Se lo agradezco. ¿Cómo ve mi caso?
San Pedro
Honestamente, está complicado. Hay cosas muy difíciles de justificar.
Mugabe
Todo era tan confuso allá abajo. Ahora veo las cosas con más claridad.
San Pedro
Me alegro. Pronto entenderás completamente porque estás aquí y porque irás donde termines yendo.
Mugabe
Entonces realmente tengo una oportunidad.
San Pedro
Todos reciben una oportunidad.
Chávez
Qué te dije yo. Estamos finos.
San Pedro
Hugo, me alegra mucho tu optimismo, pero ya te expliqué que es contraproducente crearse falsas esperanzas. Tu caso también está bien difícil.
Chávez
Pero yo hice muchas cosas buenas por el pueblo venezolano. Les di neveras, lavadoras, canaimitas, celulares. ¿Tu no has visto al vergatario? ¿Cuándo durante la cuarta república los pobres tenían celular? ¿Ah? Dime, ¿cuándo?
San Pedro
Sí, pero también están los muertos de 1992, del 2002, del 2003, del 2004…
Chávez
Pero eso fue la oposición conspirando con el imperio para derrocarme.
San Pedro
Quizás, pero solo el juicio decidirá si hay mérito en tus afirmaciones. Además, recuerda que el muchacho ese Bassil Da Costa está en el jurado. Su experiencia tendrá bastante peso en la decisión.
Chávez
Pero si yo ya estaba aquí cuando eso pasó. ¡Eso es culpa de Nicolás!
San Pedro
Ya veremos, Hugo, ya veremos. Recuerda que el juicio no es solo por lo que hayas hecho, sino también por lo que hayas provocado.
La mirada de Chávez se pierde en una pared. Lágrimas comienzan a rodar sobre sus mejillas. San Pedro le da unas palmaditas en la espalda y lo invita a sentarse en una silla, pero Chávez camina hasta una ventana a observar el paisaje. Saddam trata de acercarse para consolarlo, pero San Pedro lo detiene. Saddam aprovecha la oportunidad para disipar sus propias dudas.
Hussein
Mi señor, ¿preguntó lo que le pedí?
San Pedro
Sí, lamentablemente haber nacido musulmán no es una excusa. El mismo principio legal que aplica en los tribunales de la tierra aplica aquí.
Hussein
El desconocimiento de la ley…
Chávez
(Susurrando) …no excusa su cumplimiento.
San Pedro
Exacto.
Mugabe
Todo fue tan rápido y sin sentido. Siento muchas ganas de llorar por todo lo que hice. Poco a poco estoy recordando todo.
San Pedro
Lo sé, Robert. Lo mejor que puedes hacer por ahora es descansar. Vienen días difíciles y debes prepararte. Cuando te sientas mejor te enseño la biblioteca y te presento algunos abogados para que te ayuden.
Mugabe
¿Aquí hay abogados?
Chávez y Hussein se ríen. Chávez habla sin dejar de ver por la ventana.
Chávez
Nojoda, ¡casi todos!
Hussein
A algunos hasta los mandé yo mismo. Para que veas, San Pedro, que esos no eran ningunos angelitos.
San Pedro chista los dientes en desaprobación y voltea hacia Mugabe.
San Pedro
Robert, genocidio no es el único pecado por el que alguien puede terminar aquí. ¿Cómo sientes las piernas?
Mugabe
Apenas me obedecen.
San Pedro
En un par de días se sentirá mejor. Ahora debo irme, y para que no se aburra enviaré a otros huéspedes a hacerle compañía.
Mugabe
¿Alguien que conozca?
San Pedro
Por ahí están Reagan y Margaret Thatcher.
Mugabe
¿Reagan? Pero si ese se murió hace años. La Thatcher también.
San Pedro
Los juicios aquí pueden durar décadas. A veces siglos. La incertidumbre es parte del castigo. ¿Algo más?
Mugabe
¿Hay alguien de África por aquí?
San Pedro
Lamentablemente, casi todos los líderes que conociste. Incluyendo a Mandela.
Mugabe
¿Cómo va a ser? El hombre es casi un santo.
San Pedro
No todos los pecados son públicos, Sr. Presidente.
Mugabe
De verdad agradezco mucho su comprensión. Solo tengo una pregunta más.
San Pedro
Lo que desee.
Mugabe
¿Porque hay un afiche de Keanu Reeves en la pared?
Chávez y Saddam se ríen entre ellos.
Chávez
Aquí vamos de nuevo. Yo pregunté la misma miasma.
Hussein
¿Sabes que yo ni sabía quién era Keanu hasta que llegué aquí?
Chávez
(Volteandose mientras se seca las lágrimas) ¡Mojón!
Hussein
A mi me gustaban más las pelis de Bollywood. Me gusta ver gente bailando.
San Pedro camina hasta el afiche.
San Pedro
Aquí solo nos permiten tener películas de un solo actor. Y como soy un gran fanático del Sr. Reeves y su carrera cinematográfica, esas son las únicas que encontrará en la biblioteca. Espero las disfrute. Le recomiendo mucho una llamada John Wick. Es fenomenal.
Mugabe
Pero como le puede gustar esa película. Keanu mata como a 200 personas.
San Pedro
91. Pero esos eran gente mala, Sr. Mugabe. La vida después de la vida no depende de lo que hizo, sino de por qué lo hizo. Vea las películas y después las comentamos. Aprenderá mucho de ellas.
San Pedro camina hasta Chávez y lo toma de la mano.
San Pedro
Vamos, Hugo, ya es hora de ir a misa.
Hugo baja la cabeza y sigue a San Pedro fuera de la habitación. Hussein los sigue, pero voltea hacia Mugabe antes de cerrar la puerta.
Hussein
Una última cosa, Mugabe. Es verdad que aprenderás mucho de Keanu Reeves, pero nunca veas una que se llama The Lake House. A San Pedro le encanta, pero en realidad apesta.



Modificado por última vez enDomingo, 08 Septiembre 2019 15:54
Gordon Milcham

Gordon es un escritor y cineasta venezolano residenciado en Los Angeles, California.

Sitio Web: https://www.toobigworld.com

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el Código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.