Miércoles, 13 Noviembre 2019
Miércoles, 13 Noviembre 2019
A+ A A-

¿Es verdad que los elefantes tienen buena memoria?

Si este la tiene lo han traumatizado de por vida. Si este la tiene lo han traumatizado de por vida. (CC BY-NC 2.0) Faraz Usmani

Estimado tocayo: Recientemente mientras veía televisión con mi hija, pasaron una de esas comiquitas viejas donde afirman que los elefantes nunca olvidan. Mi hija, por supuesto, no me peló. Papá, ¿es eso verdad? Yo sin pensarlo respondí que sí, y de remate recibí mi merecido "¿Por qué?". Y ahora pregunto yo, ¿Por qué Sabelotodo? ¿Por qué dicen eso de los elefantes? ¿Es buena la memoria de los elefantes? Raúl Salazar, Houston, Texas.

Yo estuve envuelto en una situación similar no hace mucho. Pero ante la pregunta de mi sobrina de si era verdad que los conejos comen zanahorias, mi respuesta fue más estoica (y definitivamente más conflictiva con mi hermana): búscalo tú misma en la Internet.

No es ningún secreto que los niños no me hacen ninguna gracia, a mis treinta y cinco años y sin niños a la vista por meses a la vez tiendo a tratarlos como adultos y al parecer eso está mal. Sin embargo voy a hacer una pequeña excepción con tu hija solo porque somos tocayos.

Que yo sepa los únicos seres en este planeta con una memoria excepcional son las mujeres, y para demostrarlo tengo una pequeña prueba. Trata de recordar el día de tu primer beso con tu esposa. ¿Ya? Ahora pregúntale a ella.

Aunque los humanos tenemos una memoria excepcional, nos asombramos fácilmente de que otros animales también sean capaces de lo mismo, a pesar de que todos necesitamos de algún tipo de ella para sobrevivir. Y en el caso de los elefantes debo decir que es más bulla que cabuya.

El concepto de memoria de elefante entro en el lexicón universal a principios del siglo veinte de mano de los circos. Se ha demostrado que los elefantes tienen una gran capacidad de recordar cosas a largo plazo. Así, los cirqueros enseñaban a sus bestias el truco una sola vez y al parecer no las olvidaban nunca.

Claro que esto supone (en mi opinión) que otros animales como los perros, necesitaban ser reestrenados continuamente para hacer sus trucos, pero nunca he escuchado de ello.

Gente que como tu hija que se preguntó esto en el pasado hicieron investigaciones al respecto y concluyeron que aunque los elefantes al parecer no olvidan, enseñarles es otra historia.

En un experimento en la universidad alemana de Munster, un tal profesor Rensch experimentó con un grupo de elefantes enseñándoles a obtener comida de cajas marcadas con formas geométricas. Solo después de mucha salivita y paciencia los animales fueron capaces de tener un record de éxito de un 70 por ciento. Este experimento que se llevó a cabo a principios de siglo es una de las razones por las que se dicen cosas como la que preguntas.

Otras investigaciones, y esta vez por analogía, también asumen que los elefantes deben tener grandes memorias. Por ejemplo, se ha demostrado que olvidar, en los humanos, está directamente relacionado con nuestro metabolismo. Mientras más lento sea tu metabolismo, más olvidadizo deberías ser. Y como los elefantes tienen la tasa metabólica más lenta del mercado de mamíferos, ahí tienes tu respuesta.

Buenos recordando o no, sin embargo, las cosas que pueden aprender los elefantes solo son del tipo que no hay que ser un verdadero genio para hacerlas, como pararse sobre una pelota o comer maní. Cosa esta última que, por cierto, también es común ver en las comiquitas del sábado por la mañana, aunque hasta donde mi intelecto me informa, no hay ninguna prueba al respecto.

Modificado por última vez enMiércoles, 18 Abril 2012 22:55
Raúl González

Raúl González no se hace llamar el hombre más inteligente del mundo por nada. No existe una pregunta que él no pueda responder, lo cual lo ha convertido en uno de los hombres más odiados de todo Buenos Aires.

A pesar de su divina sapiencia, Raúl González aún debe depender del e-mail para recibir correspondencia. Ha intentado, como no, transmitir preguntas a través del pensamiento. Pero según él, el resto de los seres humanos; es decir, nosotros, aún no estamos preparados para semejante avance.

Así que envíanos esa pregunta que tanto te ha comido el coco y Raúl te la responderá. Eso sí, recuerda que no por que Raúl puede responderla, significa que vaya a hacerlo.

Sitio Web: elnuevocojo.com