Miércoles, 18 Septiembre 2019
Miércoles, 18 Septiembre 2019
A+ A A-
Los editores

Los editores

URL del sitio web:

2 años y 0 armas de destrucción masiva después

A estas alturas, con el mundo atravesando este horroroso período de ciencia ficción digno de Orwell, de lo único que podemos estar seguros es de que la realidad no tiene ninguna importancia. Que es más probable encontrarnos en los medios de comunicación discusiones sobre si Beto está o no escondiendo las armas de destrucción masiva, o el gato Félix o hasta Bill Clinton, que más da.

Bienvenido al Cojo

Para empezar, de parte de todo el equipo que trabaja en la producción de El Nuevo Cojo Ilustrado, muchas gracias por leernos. A partir de esta edición, y tras dos años de existencia en Internet, El Nuevo Cojo será publicado mensualmente de forma impresa en la ciudad de Nueva York, y mediante este editorial queremos presentar nuestro periódico y contar un poco de su historia y objetivos. Establecer, como lo indica el título, quiénes somos, de dónde venimos y hacia dónde vamos.

Dirección de subscriptores

El próximo 19 de abril estaremos publicando al Cojo en papel y todos los actuales subscriptores lo recibiran gratuitamente por correo por un periodo de seis meses. Para actualizar tu dirección postal visitar la página de actualización haciendo click aquí: ACTUALIZACIÓN.

Reglas del concurso

A continuación se definen las reglas del Concurso Novela de carretera de El Nuevo Cojo Ilustrado.

Estas reglas aplicaron para la edición 2003-2004 del concurso y están siendo modificadas para la edición 2005. En cualquier caso pueden ser tomadas como guía para el próximo concurso. Por favor, revisen frecuentemente antes del comienzo de la recepción de trabajos para estar al tanto de futuras modificaciones.

Sueños de papel: El Cojo en la calle el próximo 19 de abril

El próximo 19 de abril, El Nuevo Cojo Ilustrado cumple dos años. Nacido como producto de un hobby, el Cojo pronto mutó en el ambicioso proyecto internacional que se publica actualmente.

Caeríamos en un lugar común al agradecer a los lectores y colaboradores por todo su apoyo durante este bienio, la gratitud es tacita y eterna. Y además, las palabras, como dicen, se las lleva el viento y con tanto editorial formuláico y falto de imaginación dando vueltas en Internet, vayamos del dicho al hecho dando las gracias de la forma en que realmente se merecen nuestros lectores.

Un dólar: tu ayuda es necesaria

Y para comenzar el 2005 con el pie derecho, aquí tenemos la tragedia más grande del planeta en reciente memoria, el Tsunami que acaba de azotar Asia, pero no nos quedemos con lo brazos cruzados y hagamos al algo al respecto.

Un dólar es lo que cuesta en casi todos los países del mundo una cerveza, y estoy seguro que para los que vivimos de este lado de Estambul, esto es generalmente poco o nada. Por eso queremos pedirles, que al terminar de leer estas palabras no lo piensen dos veces y hagan clic en alguno de los enlaces que proveemos y sacrifiquen al menos una cerveza este año para ayudar a los damnificados victimas del Tsunami.

Si eres de los que ha criticado a Washington por no dar lo suficiente, aquí tienes tu oportunidad de hacerlo con todas las de la ley, sin saberte un hipócrita por no haber dado nada. Y antes que cambien de página, y por si aun no los hemos hecho sentir lo suficientemente culpables como para sacrificar una birra RECUERDEN: ¡ES SÓLO UN DÓLAR!

  • Publicado en Cine

Factores que alteran las reglas de los medios

En Venezuela ha pasado de todo en los últimos años. Una revolución que lleva como compañera algunos golpes y enconos que han generado muerte y violencia en este país. Como consecuencia de un mal manejo de los medios que sólo muestran un rostro de la realidad, una nueva camada de cineastas y documentalistas está marcando un movimiento en "la hora de los hornos". Esta tendencia también sucede en otros países de Latinoamérica, como el caso de Argentina donde se ha disparado la realización de documentales y videos sobre temáticas socio políticas en los últimos años. (Según datos de la Universidad Nacional de Buenos Aires, Facultad de Comunicación Social)

Suscribirse a este canal RSS