El Nuevo Cojo Ilustrado

A+ A A-

Quizás tú eras uno de esos a los que tiernamente la familia llamaba el payasito. O de los que siempre eran descritos como, el que vive poniendo la cómica, lo cual no se refería a nada gracioso. Pero en cualquier caso, si alguna vez llegaste a poner alguna de estas experiencias en papel y alguien -no valen ni tu mama ni tu novia- llegó a reírse de lo que escribiste, tú eres quien estamos buscando.

Publicado en Editorial
Escrito por
Leer más ...

Popular entre pintores de brocha gorda, El Universal, esa institución venezolana del periodismo, entrevistó al editor de El Nuevo Cojo, en un vano intento por llenar sus páginas con otra cosa más que las marcas de un rodillo. Pero a la hora de publicarla, algo se perdió en el camino: el 99% de ella. El Nuevo Cojo, empeñado en torturar a sus lectores, les presenta aquí la entrevista en su totalidad. Aunque pensándolo bien, quizás no se perdieron de nada.

Publicado en Editorial
Escrito por
Leer más ...

Cuando lanzamos el primer número de El Nuevo Cojo, lo primero que nos vino a la cabeza fue, "Nos quedó bello, lástima que nadie lo va a leer". Estábamos equivocados. Ni nos quedó bello ni tampoco nadie nos leyó. La respuesta del público ha sido increíble y agradecemos con el alma cada uno de sus e-mails. Nos han dado el empujón que necesitábamos para sacar este segundo número con más y mejor material que el primero. O al menos eso creemos.

Publicado en Editorial
Escrito por
Leer más ...

Yo comencé a escribir cuando tenía doce años. Empecé con un diario -más tarde fuente de cuentos y conatos de novela- que guardaba en un folio en un rincón oscuro de mi casa, temeroso de que alguien alguna vez los fuera a leer.Analizando esa época de mi vida, me he dado cuenta de que varias razones me llevaron a mantener mi pasatiempo en secreto. Una de ellas era el pánico a enterarme de que mi trabajo, no importa cuán bueno me pareciera, fuera a ser criticado y objeto de burla. Yo pasaba horas escribiendo y reescribiendo un solo párrafo hasta llegar al que finalmente pudiera ser considerado perfecto. Pero la inseguridad de la niñez hallaba poco espacio para dejar que otra persona leyese lo que había escrito por miedo a saberme ineficaz en lo que tanto me apasionaba.

Publicado en Editorial
Escrito por
Leer más ...
© Copyright 2003-2006 El Nuevo Cojo Ilustrado Media Llc. Todos los derechos reservados. Este material no puede ser publicado, transmitido, reescrito o redistribuido sin consentimiento del autor.

Entrar or Registrarse

LOG IN

Registrarse

User Registration